CÓMO SE ESCRIBE UNA HISTORIA DE TERROR: EJEMPLO PRÁCTICO por M. A. Álvarez



  ¡Bienvenidos! Como siempre que tenemos la suerte de recibir visitas, sacamos nuestra alfombra roja que, en esta ocasión, adquiere una tonalidad cercana al rojo sangre. Ya he encendido unas velas, así que no os extrañe si estamos en penumbras. ¿Qué? ¿Estáis escuchando los acordes de un laúd? ¡Ah! Son de nuestra invitada de hoy. 

  M. A. Álvarez nos visita en nuestro mes del terror dedicado a El Exorcista para explicarnos cómo escribir una historia de terror. Pero no de la manera teórica como seguro habréis visto en muchas entradas de blogs literarios. De una manera práctica. 

  Todo un making of de su novela El rostro en el laúd, desde la idea inicial hasta el punto final. 

  Y más allá. 

  Así que permitidme que tome asiento y saque la libreta de apuntes y os dejo con nuestra invitada. ¡Vais a pasarlo de miedo!

CÓMO ESCRIBIR UNA HISTORIA DE TERROR POR M.A. ÁLVAREZ 


  —¿Te puedo dejar al cuidado del laúd, David? 

  —¡Claro, M. A.! Esto… ¡Me está mirando! ¡Y abre la boca! 

  —Ja, ja, ja… Tranquilo, ya ha comido. 

  ¿Qué tal estáis? De El Rostro en el Laúd lo primero que diría es que es una novela que pertenece al género de terror, pero con un toque fantástico, ya que la historia gira en torno a la leyenda de un lúgubre laúd que cobija un grotesco rostro en su interior que cobra vida y es capaz de traer la desgracia a aquellos que le rodean. 

  —M.A… Perdona que te interrumpa. ¿Estás segura de que ya comió? 

  —Solo quiere que lo acaricies, es un laúd muy cariñoso.

Portada diseñada por la propia M.A. Álvarez


CÓMO SURGIÓ LA IDEA

  Dejadme que os cuente cómo nació la primera idea. Quería mezclar dos elementos que me gustan bastante: el género de terror y la figura del juglar. Recuerdo muy bien que pensé: «Quiero escribir una historia de terror sobre un juglar». 



   Partiendo de esta base, comencé a darle vueltas y a trabajar en la historia agregándole otras ideas que tenía en mente. Entre ellas, contextualizarla en la Sevilla del siglo XVI y experimentar con una estructura en la que la historia se contara mediante varios personajes, pero haciendo referencia cada uno a un tipo de narrador.

DESARROLLANDO EL ARGUMENTO 

    Teniendo claro el tipo de historia que quería escribir, me puse manos a la obra para crear la trama. Sin perder de vista la idea inicial, me basé en la figura de juglar y puse especial atención en el instrumento que solía tocar: el laúd. Entonces, quise darle a esta pieza de madera alguna característica especial, sobrenatural, que pusiera en vilo las almas de quienes tuvieran algún tipo de relación con él. Así que decidí crear una leyenda en torno al mismo y, tras meditarlo mucho, la ubiqué en el siglo XVI. Eso fue además, porque tenía muchas ganas de escribir una historia que se trasladara a la Sevilla de ese mismo siglo, un periodo que me resulta muy sorprendente (en algunos casos para bien y otros para mal…). De este modo, en la novela, la leyenda del laúd que cobija un rostro grotesco en su interior se forja en el siglo XVI y trasciende a través del tiempo hasta llegar a nuestros días. 

  La trama queda muy unida a este contexto y fue un gran reto encajar la leyenda dentro de un contexto histórico real y cómo vincularla con esa época y con el presente. 

   Por otra parte, tardé en escribir esta novela aproximadamente un año (se trata de una novela corta). Pero hay que tener en cuenta que previamente ya tenía apuntadas muchas ideas sobre muchos aspectos de la trama, personajes en los que quería profundizar, el tipo de historia que quería escribir… Es decir, que todos los apuntes previos a comenzar la escritura de la novela, los cuales anoté durante un tramo de tiempo más prolongado, agilizaron mucho el proceso de escritura. 

   Y precisamente, a la hora de escribir, me inspiró mucho la música (nunca mejor dicho, hablando de que la historia va de un instrumento). Creo que siempre podemos encontrar algunos temas que nos resulten muy inspiradores y nos ayuden vislumbrar la historia que queremos contar.

  —David, ¿estás bien?

  —Tranquila, M.A. El laúd y yo empezamos a congeniar. Además, tengo el botiquín repleto de tiritas. Por favor, continúa. ¿De qué personajes te serviste?

LOS PERSONAJES

Ilustración de M.A. Álvarez
  La verdad es que quise hacer un experimento en esta novela y es el siguiente: La historia está narrada a partir de tres personajes en cada capítulo: Julia, Luis y El Juglar y, en cada uno de ellos, está presente un tipo de narrador. 
  
 La historia de Julia está contada por un narrador omnisciente. Este es el narrador "que todo lo sabe". Se escribe en tercera persona. Al inicio de la trama, ella encuentra el laúd en el año 2014. 

  Luis es el hermano de Julia y nuestro narrador testigo. Va narrando los hechos desde su punto de vista. 

  El Juglar, portador del laúd, nos cuenta su historia desde el siglo XVI como narrador protagonista

  Pero, además está el personaje que le da el nombre al libro y ese el propio laúd encantado

  Como curiosidad, comentaros que yo realicé la portada de la novela, en la que aparece dicho instrumento, y además también me embarqué en la creación del propio laúd, trayéndolo a la realidad...

  —Puedo dar fe de ello, M.A. 

  —Pero, David, ¡regáñalo!, no dejes que te mastique la mano. 

  —Bueno, solo es la izquierda. Escritora, ilustradora y, además, ¡escultora! 

  —Fue una aventura fascinante en la que me acompañó mi marido y entre los dos construimos este “instrumento maldito”, ¿queréis conocer cómo?

Clica sobre la imagen para ver cómo se fabricó el laúd


  —Ostras, M.A., ¡qué maravilloso trabajo! 


  —La verdad es que gustó mucho cuando lo mostramos en sociedad en la presentación del libro dentro del evento Sábado Sobrenatural, organizado por La Cabina de Nemo en Sevilla.

  —Hubiera sido fantástico poder asistir.

  —¡Ah! Prueba a pedírselo al laúd. Ya has comprobado que tiene poderes. Pero educadamente es un tanto susceptible.

  —A ver, querido laúd, ¿sería tan amable de trasladarnos a la presentación del libro? Si de paso me devuelve el dedo meñique sería estupendo.

Clica para asistir a la presentación del libro
   —¡Genial, M.A! Por cierto, en tu blog también he podido escuchar alguno de tus relatos, además de leerlos. Y creo que eres tú misma quien realiza la adaptación. ¿Cómo se hace?

GUIONIZACIÓN DE UN PODCAST 

Esta es otra faceta que me encanta, ya no solo escribir una historia para que sea leída en papel, sino adaptar el texto para que pueda ser llevada a diferentes formatos. A día de hoy, Terror y Nada Más (podcast de audioficción donde dramatizan en ficción sonora, audiolibro o audio-relato historias de horror, suspense, fantástico o ciencia ficción tanto de maestros clásicos y contemporáneos como de autores emergentes) ha adaptado tres relatos míos a ficción sonora: La Embarcación Oxidada, El Maletero y El Joven Espantapájaros. Pero trasladar la tinta a las ondas no es algo automático, así que los adapté primero a guion literario. De esta forma, me fue posible expresarle al equipo de Terror y Nada Más con más claridad las ideas que tenía en mente sobre estas historias.

  ¿Un ejemplo? Transcribo un fragmento del relato La Embarcación Oxidada (el cual forma parte de mi libro «El Décimo Paciente y otras historias de terror»).


   Cambié el librero por la librera para adaptarlo a la intérprete y llamamos Sergio al protagonista.Y esta es la adaptación que envié al programa:
  

  Le envié el guion completo al equipo, lo revisaron, comentamos y ellos hicieron su magia, dotando a la historia de vida sonora de una forma impresionante. ¿Os apetece escuchar este fragmento?


   
  Al tratarse de un audio-relato de terror, el resultado final debe transmitir una atmósfera inquietante, donde la interpretación, elección de la música, los efectos de sonido, el ritmo, etc. juegan un papel fundamental. Yo admiro mucho el trabajo de Terror y Nada Más porque, en mi opinión, logran crear auténticas películas sonoras. 

  Os recomiendo que escuchéis estos tres audio-relatos y exploréis el podcast completo, ¡os gustará mucho!

  —Jo, la verdad es que me he quedado con ganas de escuchar más. 

  —¡Pues ya sabes, David! 

  —Es verdad. Querido laúd podría ser tan amable de traernos los audiorrelatos de M. A. para poder escucharlos. E insisto, aunque no ejercito mi brazo izquierdo, suele venirme bien contar con él.

Clica sobre la imagen para escuchar los audios

   Una reflexión sobre el género de Terror

  —Desde luego que son ideales para escuchar de noche, a oscuras, en la cama… Hum, antes de despedirte me gustaría preguntarte dos cosas. 

   —¡Claro! 

  —La primera, el teléfono de urgencias médicas sigue siendo el 112, ¿verdad? Y la segunda, ¿qué piensas cuando oyes comentarios tipo: «Yo no leo terror, no me gustan las historias sangrientas»? 

  —Y tanto que los he escuchado. Pero es que el terror ¡es un género muy amplio! Dentro del género, en cualquiera de sus formatos, hay historias de todo tipo: terror mezclado con drama, con suspense, con humor, con fantasía, más o menos explícito… ¡Hay una infinidad de historias! No os neguéis a leer un relato o un libro o ver una película simplemente por llevar la etiqueta “terror”, porque de ser así, os perderéis grandes historias. 

  —Gracias por venir, M.A. 

  —¡Muchas gracias a vosotros por hacerme un huequecito en este estupendo blog, David! Soy una gran fan de El Tintero de Oro :) ¿Quieres que te deje el laúd este fin de semana?

    —Bueno, aunque hemos intimado, me basta con que me devuelva el brazo.


    Creo que mi estancia hospitalaria para que un cirujano me cosa el brazo será una excelente ocasión para leer, además de El rostro en el laúd, el nuevo libro de relatos de M.A. Álvarez titulado El Décimo Paciente y otras historias de Terror. Una recopilación de seis relatos enfocados al género de horror, la locura y lo sobrenatural que ha sido publicado por Ediciones Pangea en diciembre de 2019.

¡Saludos tinteros!

 

Comentarios

  1. Hola.
    Este es otro de esos post para volver a leer porque tiene tanta información y toda tan buena...
    Muchísimas gracias a ambos, en unos minuutos he aprendido un montón.
    Feliz miércoles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Gemma. ¡Aquí queda a tu disposición para cuando puedas visitarlo! Al menos mientras exista internet, je, je, je... Un abrazo!!

      Eliminar
  2. Muy interesante. Me ha asombrado todo, y muy particularmente la fabricación del laúd. No sé si me gustaría tenerlo cerca.
    La novela tiene muy buena pinta y es fascinante descubrir el trabajo que tiene detrás.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Alís. La verdad es que me resulta inspirador cuando un compañero de letras nos visita y nos habla de cómo se cocinó su obra. En el caso de M. A. Álvarez nos encontramos con una artista polifacética: escritura, ilustración, escultor... Un abrazo!

      Eliminar
  3. ¡Hola!
    Este es otro nivel en el Tintero. Interesante y he quedado gratamente sorprendida con todo.
    Gracias a ambos.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Éowyn. La verdad es que es una delicia cuando un compañero, o compañera en este caso, nos muestra toda la pasión y entusiasmo con el que concibió su obra. "Traer al mundo real el laúd" es la guinda y demostración de un trabajo genial. Un abrazo!!

      Eliminar
  4. Aunque parezca algo obvio esta es la demostración palpable de lo que cuesta parir un libro. Desde que surge la idea y hasta la publicación, vemos como hay una idea inicial, una preparación metódica, el tiempo dedicado para escribirlo, corregirlo, publicarlo y promocionarlo. Coincido también en que no hay que ser prejuciosos con determinados géneros. Suele pasar con el terror o con el bélico. Al final cuanto más géneros nos quepan en la cabeza más disfrutaremos de la literatura o el cine por hablar de un arte escénico.

    Una entrada estupenda David y mis felicitaciones a M. A. Álvarez por la pasión que transmite en su trabajo como autora.
    Abrazos para ambos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Miguel. Es inspirador. Comencé a seguir a esta compañera gracias a Bloguers.Net y la verdad es que me tiene asombrado no solo su escritura, sino todas sus vertientes creativas.
      El lector es el primer objetivo de un escritor, respetarlo es una máxima. Y todo el trabajo que ha mostrado Auxi en esta entrada es una demostración de ello. Cuando veo por ahí autores que publican como churros, sinceramente tiemblo. Y tras todo el trabajo, viene la promoción. Es muy duro, y aquí lo digo por experiencia propia. Y lo es porque eres tú mismo quien cargas con ella. Además, lo haces en redes sociales en las que participan otros escritores con lo que eso conlleva. Un fuerte abrazo!!

      Eliminar
  5. Me ha encantado ese laúd con rostro y ver la forma en que se hizo. Interesante propuesta la de esa historia en la Sevilla del siglo XVI.
    Tomo nota también del podcast "Terror y nada más" Cuando salgo a caminar suelo ponerme podcast de literatura. Ahora tengo uno más.
    Muy atractiva la entrevista. Tú, David y tus invitados sabéis darles un aire especial. Y ya te puedes lavar las manos después de las lametadas del laúd.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Rosa. La verdad es que en esta entrada he puesto muy poquito. Apenas la alfombra roja y mi brazo, el resto es toda de M.A. El trabajo de Terror y nada más es fantástico, es como ver una película con los ojos cerrados. Un abrazo!!

      Eliminar
  6. Genial esta presentación David, y el trabajo de M.A. Alvarez, las ideas, la elaboración del libro y del propio laúd, su diseño de portada, el audio del libro, caray esta chica si que es talentosa.

    Una entrada didáctica, entretenida y muy interesante todo su contenido, y realizada con una chispa de humor que no diríamos que se está promocionando un libro de terror.
    Ese rostro en el laúd promete tener vida propia.

    Fecitaciones para M.A. Alvarez y éxitos en la venta de su libro, y quien sabe si hasta quieran una réplica del laúd, todo tiene un sentido y razón de ser... !Suerte!

    Gracias a ti David por seguir dándonos la oportunidad de aprender, crecer y disfrutar de buenas entregas.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Harolina. La verdad es que pienso que resulta inspirador comprobar cómo los compañeros de letras se esfuerzan por ofrecer lo mejor de sí en su obra. En este caso, y aunque lo importante es la novela, disfrutar de todo el talento de M.A. en las otras artes y cómo lo volcado en el proyecto me parece admirable. Un fuerte abrazo!!

      Eliminar
  7. Me ha encantado la entrada, conocer un poquito a M.A. y a su laud!!, me ha fascinado su fabricación y conocer todo lo que hay detrás de este libro, que por otro lado, tiene muy buena pinta, aunque no sea mi temática favorita, pero como ella dice, no debemos quedarnos solo en la idea que tenemos de ese género.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Carmela. Me alegra que hayas disfrutado de esta entrada con tanto contenido como la que nos ha regalado M.A. Como dices, en ocasiones es una muy buena idea embarcarnos en viajes literarios distintos a los habituales, una experiencia doblemente enriquecedora. Un abrazo!

      Eliminar
  8. Interesantísima y divertida entrevista. Toda la razón en que no hay que etiquetar las historias, nos cargamos de prejuicios tontamente contra ellas algunas veces... La trama de la novela tiene muy buena pinta y esa ambientación en el S.XVI resulta muy atractiva. Me ha encantado leeros, David. Muy buena entrada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Marta. Sin embargo es inevitable, inconscientemente siempre tendemos a buscar historias que nos "huelen" a otras que en su momento disfrutamos. Y para ello etiquetamos. Yo el primero. Algo así me pasó con Lo que el viento se llevó, ¿Yo leyendo una historia de amor? Sin embargo, aluciné y se me cayeron todos los prejuicios. Un abrazo!

      Eliminar
  9. Una entrevista muy interesante y de la que se aprende a concebir una historia de terror, un género nada fácil, pues a falta de dotes para ello se puede caer en la caricatura de un cuento de miedo para niños. Lo bueno de las historias de terror auténtico reside en la capacidad de "materializar" la historia en la mente del lector, que esté viendo lo que lee o, para ser más preciso, imaginando. Un monstruo asusta más si no se le ve, solo se le imagina.
    También me ha gustado mucho el audio. Me ha traído a la memoria los seriales radiofónicos sobre historias de miedo que escuchábamos en casa, los sábados por la noche, antes de la aparición de la televisión, allá por los años cincuenta y muchos, je,je.
    Un abrazo a los dos protagonistas de esta entrevista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Josep. ¡Cuánto echo de menos esos seriales! Como nos mostró Oscar Barberán hace unos meses pasar de la tinta a las ondas no solo consiste en leer en voz alta, es interpretar, es adaptar lo escrito al lenguaje del sonido y eso es la leche.
      El terror es muy complicado. Entiendo que lo esencial es una buena historia, y a partir de ahí crear una atmósfera, un tono narrativo y, por qué no, echar mano de algunas técnicas psicológicas. El terror es emoción y ello se consigue más por lo que muestras y callas que recargando la historia con un léxico tenebroso que a la que te pasas provoca lo que comentas. Un abrazo!

      Eliminar
  10. Hola!
    Una entrada muy interesante, me ha gustado conocer a esta autora y su obra que para mí era totalmente desconocida. Aunque no soy de leer historias de terror si que no puedo negar que pinta genial.
    Me quedó por aquí.

    ❀ Fantasy Violet ❀
    Besotes! 💋💋

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Violeta. En realidad, pienso que el terror, la fantasía y la ciencia ficción comparten tronco narrativo. La única diferencia es el tono, pero en todos estos géneros existe ese elemento fantástico que tanto agradezco al leer. La evasión es el mejor regalo que nos ofrece la Literatura. Un abrazo!

      Eliminar
  11. Hola.
    Me ha encantado la entrada ademas de que es muy interesante lo que dices. No soy de leer este tipo de historias pero admito que me ha gustado mucho lo que cuentas.
    Por cierto, acabo de encontrar tu blog y me quedo por aquí. Te invito a pasarte por el mio.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Carolina. ¡Bienvenida al blog! La verdad es que tan fascinante como leer es pisar "la cocina" donde se preparó la novela. Como menciona M.A. el género de terror tiene muchas variantes y nunca dejamos a medias una novela de este género. Un abrazo!

      Eliminar
  12. Me gusta conocer los entresijos de los relatos y las técnicas que usan los escritores. Creo que es muy inspirador, porque al final todos tenemos los mismos miedos. Estupenda entrada.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Rocío. Desde luego que sí, y más cuando quien nos cuenta la experiencia es el propio autor. Como dices, todos tenemos miedos, y estos suelen ser los mismos. Lo importante son los matices que los diferencian. Un abrazo!

      Eliminar
  13. Muy interesante.
    Es impresionante todo el trabajo que conlleva una buena historia.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Alfred. Aunque lo esencial es la propia historia, también hay que tener en cuenta el envoltorio para presentarla al público. En este caso, las ilustraciones, el propio laúd real... son un ejemplo de cómo hacerlo. Saludos!

      Eliminar
  14. ¡Cuánta creatividad! De entrada felicitar a M.A. Álvarez. El laúd y su fabricación me ha fascinado. Gracias también por los consejos sobre el género de terror, que falta me hacen, y finalmente, gracias a ti, querido David, por hacernos llegar estos tutoriales o presentaciones tan interesantes y enriquecedoras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Isabel. La verdad es que cuando contamos con tanto material como el que nos ha ofrecido M.A. la entrada se hace sola. Comprobar cómo se entregó a este trabajo la verdad es que me ha resultado inspirador. Un abrazo!!

      Eliminar
  15. Estoy entre los que tienen curiosidad por saber cómo MA Álvarez está procesando historias de terror en algo tenso para leer ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Himawan. Espero que la entrada haya saciado un poco esa curiosidad. Saludos!

      Eliminar
  16. ¡Me ha gustado mucho la entrevista y la presentación de la misma, MA! Te felicito. Miraré de encontrar el libro.
    Un abrazo y cuídate.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Jordi. Descubriendo el Making of desde luego que podemos decir que es una apuesta segura. Un abrazo!

      Eliminar
  17. Fantástica entrada, David, con la participación inestimable de la compañera M. A. Álvarez, con quien tuve la suerte de compartir un trabajo conjunto para este blog también y otras dos estupendas compañeras (Jessy y Puri). Lo cierto es que Mª Auxiliadora domina muy bien este género de terror y desde aquí la deseo mucho éxito con la venta y difusión de su prolífica obra narrativa y artística, pues como ya ha quedado bien claro en esta interesante presentación, tiene muchos recursos y se nota su formación en Bellas Artes.

    Un fuerte abrazo para cada uno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Estrella. La verdad es que ha sido una gozada ver todo el trabajo realizado por M.A. con esta novela. Tanto en la faceta literaria, como en el atrezzo para promocionarla. Si la ilustración es una gozada, que además construyera el propio laúd es la releche. Un abrazo!!

      Eliminar
  18. Que bueno, requetebueno este encuentro, me fascinó. Fíjtate que ya había entrado en este canal, lo conocía, bueno y ahora ya me he suscrito. Maria Auxiliadora me ha resultado una persona cautivadora por hacer ese laúd, crearlo, tenerlo en sus manos, uno de sus protagonistas, con el que tiene esa afinidad con su historia, el que la va a inspirar, el que le trae y lleva de cabeza cuando escribe. Bueno cuando estaba creando su historia, mi cabeza está en esa fase. Una entrada estupenda, muy generosa, por todo el abanico de información que me traes en estos momentos de mi "on fire" jeje, Gracias David y cuídate el brazo, vaya que se te caiga del todo si no te lo cose a tiempo que no son fechas de ir al hospital, me han dicho que están colapsados por no se qué virus, ah, cosas de los médicos. Me despido, esta vez sin abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Eme. Ja, ja, ja... El brazo bien, gracias por preguntar. La verdad es que pienso que estas entradas son motivadoras para todos, y más cuando son compañeros que transitan por el mundo bloguero. Un día, conforme desarrolles tu faceta youtuber también tendrías que mostrarnos la cocina de tu canal. Un fuerte abrazo!!

      Eliminar
  19. Es de admirar el compromiso que tiene la autora con su novela. Me alegro, bien por ella. Y sí, muchos asumen que "terror" es sinonimo casi al 100% de ver viceras por el suelo, decapitamientos, cosas grotescas sin parar. Se asume, tal como se asume que el metal solo trata de musica satanica cuando, David, sabes bien que no es así jeje

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Julio David. Como dices, trabajos así a mi me inspiran mucha confianza en lo que pueda encontrar al comprar un libro. Así es cómo se promociona y no inundando las redes con spam y cartelitos promocionales que a fuerza de insistir nos pasan desapercibidos. Compromiso con tu obra y con el lector, eso es lo que nos ha mostrado M.A.
      Reducir géneros a meros estereotipos es una enfermedad que tiene fácil cura: acercarse a ellos. Aunque cada uno tenga sus gustos a veces es muy recomendable salirse de lo que habitualmente consumimos, de esa forma no solo descubriremos otros universos, sino que además los aceptaremos con esa sorpresa que lo habitual ya no nos provoca. Un abrazo!

      Eliminar
  20. Una historia de terror se hace desde el miedo que existe en uno mismo pero sublimándolo a una historia diferente para no arruinarte la vida. Copiar modos y maneras de otros te hace caer en la metaliteratura erudita y te hace perder tu autenticidad. Es lo que creo.
    Un abrazo
    https://suicidasperezosos.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Doctor. El Terror y el humor son para mí los géneros más complicados. Y lo son porque van dirigidos a emociones muy básicas, no solo a la mente, también a los intestinos. Y deben ser certeros porque no hay segundas oportunidades. Si una historia de terror no te causa miedo o una de humor no te hace gracia, la opinión sobre ella siempre será mala. Algo que no sucede en otros géneros. Un abrazo!

      Eliminar
  21. Me regreso a la noche esto hay que leerlo con detención,cariños.

    ResponderEliminar
  22. ¡Hola, David! Me paso por aquí para agradecerte una vez más esta oportunidad de participar en El Tintero de Oro y, agradecer también a los lectores/as del blog sus palabras y la buena acogida que ha tenido la entrevista :). Estoy muy ilusionada gracias a tod@s vosotr@s.
    ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo dicho, gracias a ti, M.A. por ofrecernos esta entrada tan inspiradora de un trabajo magnífico. Un abrazo!

      Eliminar
  23. Un post casi escalofriante, diría yo. Es que las historias de terror, supongo que causan en mí, eso, terror, y no me gusta mucho esa sensación. La imagen del laúd me ha producido cierto pavor.
    La parte que más me ha gustado, sobre todo porque he podido aprender algo muy interesante, es la dedicada a la conversión de un texto en un podcast. A partir de esta entrada, supongo que voy a ahondar más en esta cuestión.
    Un abrazo!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Macarena. La verdad es que ha sido toda una suerte contar con M.A. que tantas cosas interesantes nos ha contado en esta entrada. Un abrazo!

      Eliminar

Publicar un comentario